Cargando...
Estás aqui:  Portada  >  Fotohistorias  >  Artículo

‘ZIKIRO’ DE TXOMIN PARA LA PEÑA LOS DE BRONCE (EN EL CORAZÓN DE LAS FIESTAS – IV PARTE)

Por   /   10 julio, 2012  /   Sin Comentarios

Ayer tuve el honor de asistir al día del socio con la peña Los de Bronce. Desde primera hora de la mañana, la plaza de Santa Ana era un trajín de camisas de cuadros azules y blancos que movían sillas y mesas, cortaban pan y asaban tocino, mientras Txomin, el cocinero de honor del día, encendía el fuego alimentado por leña de haya para comenzar la tradicional preparación del ‘zikiro’ (cordero asado). Con el paso del tiempo, se ha convertido en un experto de este arte que aprendió en su pueblo natal, Zugarramurdi, donde cada agosto lo elabora con mimo dentro de las míticas cuevas. Dicen que el secreto de su asado es el aliño, aunque para él, siempre humilde, sólo se trata de aceite, ajos y agua.

Txomin vino desde Zugarramurdi para preparar el 'zikiro' a Los de Bronce.

Txomin vino desde Zugarramurdi para preparar el 'zikiro'. MAITE HERNÁNDEZ MATEO

 

Que  Pamplona y sus fiestas son mundialmente famosas no es ninguna novedad. Ni que la mayoría conoce los Sanfermines por la juerga y los encierros. Pero detrás de los tópicos, se esconden entrañables historias que incluso muchos pamploneses ignoran.

Ayer tuve el honor de asistir al día del socio con la peña Los de Bronce. Desde primera hora de la mañana, la plaza de Santa Ana era un trajín de camisas de cuadros azules y blancos que movían sillas y mesas, cortaban pan, preparaban carne guisada, piperrada y tocino, mientras Txomin, el cocinero de honor del día, encendía el fuego alimentado por leña de haya para comenzar la tradicional preparación del ‘zikiro’ (cordero asado).

Desde hace cuatro años, Txomin acude puntualmente a su cita con la peña. Sin prisa pero sin pausa, cuelga las piezas de cordero en ganchos a 20 centímetros exactos del fuego. Son las 10 de la mañana y calcula que el asado estará perfectamente hecho para las tres de la tarde. Con el paso del tiempo, se ha convertido en un experto de este arte que aprendió en su pueblo natal, Zugarramurdi, donde cada agosto lo elabora con mimo dentro de las míticas cuevas.

En botellas recicladas de vino guarda la pócima mágica que, para los entendidos, es el auténtico secreto del ‘zikiro’. Aunque para Txomin no hay secretos: tan sólo se trata de aceite, ajos y agua. Él, siempre humilde, únicamente pide la voluntad por su trabajo y, según dice, los de Bronce se portan muy bien con él. A su lado, los niños de la peña juegan a ser piratas.

A las 5, tras la comida, la peña está ya lista para el pasacalles que los llevará a la corrida de toros. Hoy toca disfrazarse de señales de tráfico. A ritmo de pachanga, ocupan el tendido 6, dispuestos a culminar el día con la tradicional fiesta en la plaza. Las gradas rebosan alegría y al compás del cuarto toro, callos, mojitos y pastas variadas sirven de refrigerio para aguantar este día maratoniano. Los de Bronce: sin duda, una gran peña.

    Imprimir       Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


+ cinco = 8

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Acepto la claúsula de protección de datos

También te puede interesar...

Nadie ha esclarecido aún el motivo del derrumbe. CEDIDA

CIERRAN EL PARKING DE LA AUDIENCIA TRAS EL DERRUMBE DE UNA PARTE DEL TECHO

Leer más →