Cargando...
Estás aqui:  Portada  >  Información  >  Artículo

IBIL CAMUFLA SU APOYO A LAS ARMAS PARA GANAR SIMPATIZANTES

Por   /   10 febrero, 2014  /   Sin Comentarios

Distintas fuentes señalan a El Informador que ante la creciente vigilancia policial y el rechazo de Sortu y ETA, los líderes de Ibil, cuya existencia desveló este medio, llevan “más de dos meses haciendo proselitismo” en charlas y seminarios “sin mencionar” a la asamblea como tal ni su respaldo a la violencia. Su discurso se centra “en el marxismo-leninismo y la revolución socialista vasca” para “atraer adeptos discretamente” -ya suman “varios cientos”-. Y siguiendo esta estrategia, han organizado actos en Bilbao (tras la manifestación del 11 de enero) y en Pamplona. No obstante, al mismo tiempo imparten formación “cerrada” a quienes se han posicionado a favor del uso de las armas. “El problema no es tanto su ideología, sino que algún día tengan capacidad para atentar”, sostienen las fuentes consultadas.

 

El hacha y la serpiente, junto a una pegatina a favor de los "soldados" de ETA. ARCHIVO

El hacha y la serpiente, junto a una pegatina a favor de los "soldados" de ETA. ARCHIVO

 

Desde que naciera hace más de un año, sus líderes no han dudado en criticar con gran virulencia a la izquierda abertzale oficial y en defender postulados absolutamente extremistas que chocan de bruces con la vía posibilista de Sortu y el proceso de paz. Pero aunque cuentan incluso con el rechazo de ETA, los promotores de Ibil Iraultzen Bilguneak (Asamblea Revolucionaria Caminar), una escisión radical de la izquierda abertzale cuya existencia fue desvelada por El Informador, siguen tratando de ganar simpatizantes y, nunca mejor dicho, de abrirse camino. Eso sí, para ello se han visto obligados a dar un giro evidente a su estrategia en los dos últimos meses.

Los impulsores de Ibil, entre los que figuran “algún expreso y varios militantes con una cierta trayectoria dentro de la izquierda abertzale”, de la que dicen haber sido “expulsados”, saben que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado vigilan sus movimientos.

Tal vez por eso no hablen “abiertamente” de su “apoyo a la violencia” y, según indican distintas fuentes a este medio, estén centrando su discurso “en ensalzar el marxismo-leninismo y la revolución socialista vasca” a través de la convocatoria de espacios de opinión como charlas, conferencias y seminarios “en los que ya no se menciona explícitamente a la asamblea”. Encuentros cuyo objetivo es “atraer poco a poco al mayor número posible de personas con su nuevo discurso” y que, desde el pasado mes de enero, se han celebrado en distintas ciudades como Bilbao o la capital navarra, entre otras. De hecho, uno de sus presuntos dinamizadores está afincado en la Comarca de Pamplona.

Las fuentes consultadas por El Informador aseguran que esta escisión suma ya “varios cientos” de simpatizantes en el País Vasco y Navarra, y que la preocupación en la izquierda abertzale oficial es evidente. De hecho, este asunto ya se ha abordado en varias asambleas al máximo nivel. Porque al mismo tiempo, están llevando a cabo “actividades cerradas de formación” para aquéllos que se han integrado en su estructura de manera clara.

“El problema no es tanto su ideología, sino que llegue un momento en el que posean una infraestructura lo suficientemente importante y sólida como para cometer atentados. Desde hace bastante tiempo han incrementado las medidas de seguridad en sus reuniones internas. Sólo se refieren a su apoyo a las armas en círculos muy reducidos, en conversaciones personales. Y entre tanto, disimulan quiénes son y cómo piensan realmente para hacer proselitismo”, agregan dichas fuentes. De ahí que sea muy complicado atribuirles por el momento posibles delitos como el de apología del terrorismo.

Y por si todo esto no fuera bastante, se han hallado pintadas tanto en el País Vasco como en Navarra con duros mensajes en euskera como ‘Bildu, siervos de los españoles. Viva los soldados vascos. Terrorismo el vuestro, perros’. Su autoría no se ha confirmado, pero hay quienes consideran que integrantes de Ibil podrían estar detrás de estos hechos.

LA MANIFESTACIÓN DE BILBAO

Muchos miembros de esta escisión se sumaron a la manifestación que tuvo lugar el pasado 11 de enero en Bilbao bajo el lema ‘Derechos Humanos, Acuerdo y Paz-Giza Eskubideak Konponbidea, Bakea’, tras la decisión del juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco de prohibir la marcha a favor de los presos de ETA promovida por la plataforma ‘Tantaz Tanta’. La manifestación fue convocada por Sortu, PNV, Aralar, EA, Alternatiba, ELA y LAB. Geroa Bai también se adhirió.

Poco después del acto, “varios cientos de personas” acudieron a la plaza Unamuno de la capital vizcaína “citadas por un grupo que repartió pasquines”. “Muchos creían que la quedada había sido organizada por militantes de la izquierda abertzale, pero allí estaban miembros de Ibil. Además de entregar propaganda, hubo quienes pasaron bandejas para recaudar fondos y quienes dieron dinero creyendo que se destinaría a ‘la causa’. Consiguieron una suma considerable”, precisaron algunos asistentes.

LAS BASES IDEOLÓGICAS

Una república socialista e independiente en Euskal Herria; la supresión de los “derechos políticos” de la burguesía; la nacionalización “completa” de la economía; la salida de Euskal Herria de la OTAN, la Unión Europea y el euro; una amnistía “total” y “sin condiciones” para los presos de ETA; el “desmantelamiento” de “todos los grupos armados de la burguesía”; el euskera como “único idioma oficial”; la desaparición de “todas las hipotecas de los trabajadores”; la “paralización de todas las obras y proyectos destructivos”, así como un “plan nacional para conseguir el equilibrio ecológico”; la formación de un estado laico

En Ibil tienen muy claro cuál es su posicionamiento político, enfrentado de plano con la línea posibilista de Sortu y las recomendaciones realizadas por el Foro Social para Impulsar el Proceso de Paz, partidario de la necesidad de buscar una solución “integral” para la reintegración de los reclusos, aunque ésta deba desarrollarse de manera “individualizada” y “escalonada”.

En un comunicado, la propia banda terrorista entendió posteriormente estas sugerencias como un “punto de partida” de cara a su desarme. Y el pasado mes de diciembre, el colectivo de presos asumió públicamente la legalidad penitenciaria, la reinserción individual de los internos, el rechazo a la violencia y aceptó el “sufrimiento y daño multilateral causado”, aunque no hubo una disculpa rotunda.

Pero la asamblea revolucionaria considera insuficientes estas propuestas. Tal y como avanzó El Informador tras acceder a un comunicado interno, sus líderes no sólo acusan abiertamente a la dirección de la izquierda abertzale oficial de intentar que sus militantes se “arrodillen” ante el “enemigo”, de actuar internamente de forma “dictatorial” y como “el ‘staff’ de una empresa que vive gracias a la moqueta y el sillón”, de cambiar los criterios políticos “de siempre” para “amarrarse a la poltrona” y de cometer un “golpe de Estado contra la honorable trayectoria de la izquierda abertzale”, sino que también denuncian su intención de querer “dinamitar” el colectivo de presos. Además, se muestran partidarios de “mantener encendida la llama” de la lucha armada.

Sus principios ideológicos aparecen reflejados en un decálogo que ya publicó este medio en julio de 2013. En el primer punto proponen la instauración de una república socialista independiente en Euskal Herria, donde los trabajadores ostenten la “plena soberanía”, de manera que se conviertan en el “único protagonista político”. “La burguesía no tendrá derechos políticos”, señala el texto.

La asamblea ansía la “nacionalización completa de la oligarquía y las grandes riquezas de capital” (bancos, industria, tierras, viviendas…), mientras que el resto de sectores “se someterá al control de los trabajadores hasta conseguir la plena socialización de la economía”. “La Republica Socialista de Euskal Herria no pagará las deudas imperialista externas y tampoco las cobrará”, añaden sus impulsores.

Éstos también destacan que Euskal Herria debe salir “de todos los organismos imperialistas”, entre los que citan a la OTAN, la Unión Europea o, incluso, el euro: “La República Socialista de Euskal Herria desarrollará una política internacionalista: papeles para todos los inmigrantes, ayuda y protección a todas las demás revoluciones mundiales, así como la oportunidad de asociarse con otras repúblicas socialistas”.

Uno de los puntos más polémicos se centra en la aplicación de una “amnistía total” y “sin condiciones” para los reclusos de la banda terrorista. En Ibil reclaman la liberación de todos “los patriotas y revolucionarios”, así como la “legitimación de su lucha”. Incluso plantean llevar a cabo “juicios populares” contra los responsables “de la destrucción nacional y social”.

Tal vez por eso no sorprenda que la asamblea exija el “desmantelamiento” de “todos los grupos armados de la burguesía” (la Ertzaintza y la Policía Foral), así como la “expulsión” de la Guardia Civil, el Cuerpo Nacional de Policía, la Gendarmería y las Compañías Republicanas de Seguridad (CRS) francesas: “Los trabajadores crearán los mecanismos militares necesarios para su autodefensa”.

Así mismo, proponen que el euskera se convierta en el “único idioma oficial” de Euskal Herria, el diseño de un “plan nacional” para su implantación, y una política “revolucionaria y global contra el patriarcado” que permita crear una sociedad “sin discriminaciones por razón de género”.

Optan por buscar una solución “revolucionaria” al problema de la vivienda, lo que supondría la desaparición de “todas las hipotecas de los trabajadores” e imponer  la “obligación de  un alquiler social para todas aquellas viviendas que se encuentran desocupadas”.

Igualmente, pretenden paralizar “todas las obras y proyectos destructivos”, y ejecutar un “plan nacional para conseguir el equilibrio ecológico”, que conlleve la “disminución del consumo eléctrico y de las materias primas”. Se trata, a juicio de la asamblea, de una serie de medidas encaminadas a “recuperar el ecosistema de Euskal Herria”.

Por último, Ibil apuesta por dar forma a un estado laico, basado “en el poder de la unión de los trabajadores”.

EL POLÉMICO COMUNICADO DE 2013

Resulta incuestionable que Ibil ha surgido fruto del “descontento” con la marcha del proceso de paz y con los “escasos avances” obtenidos hasta la fecha: “Sus integrantes consideran que la izquierda abertzale ha dado demasiados pasos unilaterales que no han tenido respuesta. Muchos de sus miembros muestran un resquemor tras la desaparición de Gestoras Pro-Amnistía en favor de la plataforma Herrira”.

El conflicto suscitado por la asamblea se confirmó después de que en febrero de 2013, trascendiera un comunicado interno de Ibil, redactado en euskera, en el que los miembros de esta escisión evidenciaban que no comulgan con la ‘línea oteguista’.

“Miles de respuestas de apoyo recibidas en los últimos días nos confirman que estamos en el camino correcto. La dirección de la izquierda abertzale, mostrando su tendencia dictatorial, dice que estamos expulsados. Parece que ahora reparten títulos de militancia e ignoran que muchos de nosotros llevamos toda la vida luchando por nuestro pueblo”, apuntaba el documento.

En este sentido, los impulsores de Ibil recordaban que han conocido “los zarpazos de la represión y de la cárcel”: “Algunos todavía están ahí (…). No aceptamos lecciones de la actual dirección de la izquierda abertzale, ya que se ha servido de mentiras en las asambleas para dar una imagen de democracia interna con decisiones tomadas de antemano. ¿Ésta es la renovación de la izquierda abertzale? ¿Se renovará la izquierda abertzale con los de siempre: Rufi (Etxeberria), (Joseba) Permach, Pernando (Barrena), Petri (Juan José Petricorena), etc? Y luego decimos de los demás partidos…”, precisaban.

Los autores del comunicado criticaban especialmente la estrategia asumida con las bases del Movimiento de Liberación Nacional Vasco (MLNV). Es más, indicaban que la juventud “vasca” les ha expresado “contundentemente su preocupación” porque “el ‘tea party’ que ha tomado el poder desea aplastarla”.

Más agresivo se tornaba su mensaje cuando analizaban la política adoptada con los reclusos: “Con los presos todavía en la cárcel, la dirección de la izquierda abertzale quiere dinamitar el colectivo, impulsando salidas personales con la excusa de que, según dicen, el propio colectivo lo ha decidido”.

Pero los ataques a los seguidores de las tesis de Arnaldo Otegui no acababan ahí. De hecho, desde Ibil cargaban contra ellos por “cambiar los criterios políticos de siempre para amarrarse a la poltrona”.

“Tras conseguir sus escaños, quieren que nos arrodillemos ante el enemigo. La dirección de la izquierda abertzale actual es el ‘staff’ de una empresa que vive gracias a la moqueta y el sillón. Pronto conoceremos en la izquierda abertzale los mismos escándalos de corrupción de otros partidos. Quieren que asimilemos el sistema español”, subrayaban.

Detrás de estas palabras subyace una evidente oposición a Sortu, al que reprochaban que eligiera el Palacio de Congresos y Auditorio de Navarra Baluarte para su congreso fundacional del pasado 23 febrero, tal y como reveló este medio.

“Alquilar Baluarte por no sabemos cuántos miles de euros, servicios de restauración de lujo, andar tras las instituciones de las que fluye el dinero… Son ejemplos de un golpe de Estado contra la honorable trayectoria que la izquierda abertzale ha tenido hasta ahora”.

El texto concluía con una declaración de intenciones, que deja entrever la mentalidad de quienes han fundado la asamblea: “Ante todo esto, Ibil renueva el deseo de mantener encendida la llama de la lucha por la dignidad de nuestro pueblo. Viva los presos vascos, viva la juventud vasca y viva la auténtica izquierda abertzale. El pueblo no se vende”.

NOTICIAS RELACIONADAS

- IBIL: INDEPENDENCIA, SOCIALISMO, EL EUSKERA COMO “ÚNICO” IDIOMA Y LA AMNISTÍA “TOTAL” DE LOS PRESOS (24 DE JULIO DE 2013)

- ETA CONFIRMA QUE LAS SUGERENCIAS DEL FORO SOCIAL SON UN “PUNTO DE PARTIDA” PARA SU DESARME (15 DE JULIO DE 2013)

- IBIL, UNA ESCISIÓN POLÍTICA RADICAL DE LA IZQUIERDA ABERTZALE (3 DE JULIO DE 2013)

- EL FORO SOCIAL DE LOKARRI APUESTA POR EL DESARME DE ETA “EN UN PLAZO PRUDENCIAL” (27 DE MAYO DE 2013)

- CONFIRMADO: CUATRO CONCEJALES DE EH BILDU ASISTEN AL HOMENAJE DE TOMÁS CABALLERO (6 DE MAYO DE 2013)

- REPRESENTANTES DE EH BILDU ACUDIRÁN HOY AL HOMENAJE DE TOMÁS CABALLERO (6 DE MAYO DE 2013)

- CONFIRMADO: ERNAI, ‘ATENTO’ O ‘DESPIERTO’, NUEVA MARCA JUVENIL DE LA IZQUIERDA ABERTZALE (2 DE MARZO DE 2013)

- LA NUEVA MARCA DE LA ANTIGUA SEGI SERÁ ERNAI, ‘ATENTO’ EN EUSKERA (23 DE FEBRERO DE 2013)

- SORTU CELEBRARÁ SU CONGRESO FUNDACIONAL EL 23-F EN BALUARTE (16 DE ENERO DE 2013)

    Imprimir       Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*


+ nueve = 11

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Acepto la claúsula de protección de datos

También te puede interesar...

Mensaje original de Sánchez Agurruza a sus alumnos. EL INFORMADOR

EL INSTRUCTOR DEL EXPEDIENTE DE SÁNCHEZ AGURRUZA PIDIÓ TRES AÑOS DE SANCIÓN

Leer más →